Las Escuelas de Formación por Alternancia EFAS, una alternativa para los jóvenes del medio rural en Colombia

Creado e impulsado por varias personas -algunas del Opus Dei y otras que no pertenecen a la prelatura- nació en enero de 1992 lo que entonces parecía un sueño y es hoy una esplendorosa realidad en vías de crecimiento.

En Colombia

Las Escuelas de Formación por Alternacia, también conocidas como Escuelas Familiares Agropecuarias o EFAS, son un modelo de educación y promoción de jóvenes del medio rural mediante la educación, la formación humana y la formación para el trabajo. Por su filosofía y propósitos, en lo académico, en lo humano y en lo práctico, las EFAS buscan formar jóvenes del medio rural para que desarrollen empresas productivas agropecuarias, que les permitan abrir espacios de realización humana y laboral.

El proyecto de Educación y Formación por Alternancia, o proyecto EFA, incorpora por primera vez en nuestro país una metodología de educación y promoción rural de probado éxito en la formación de jóvenes del medio rural en muchos otros países.

El novedoso método empleado por las EFAS consiste en la integración de los espacios de educación y trabajo en la formación del joven campesino. El joven aprende desde su realidad académica y desde su labor rural de apoyo a la familia y de realización de sus propios proyectos productivos. Así se alterna educación y trabajo de tal manera que el trabajo alimenta la formación pedagógica y la educación alimenta el trabajo productivo. Lo anterior quiere decir que los jóvenes dedican una semana a la formación humana y técnica y otra al trabajo en sus proyectos productivos en sus propias parcelas.

TRES PROYECTOS EN MARCHA EFA Guatanfur

Es la primera EFA colombiana, nacida en 1992, en Macheta (Cundinamarca) ejerce su influjo principalmente en los municipios de Machetá, Manta, Tibirita, y La Capilla; y, en menor grado en otros municipios del Valle de Tenza. Hoy en día la EFA Guatanfur tiene seis cursos con 150 alumnos, y realiza actividades con padres de familia y con otros jóvenes de la región. Cada alumno de la EFA, además de su formación humana y académica, recibe el acompañamiento en su proyecto productivo. En la actualidad los jóvenes están desarrollando proyectos en ganadería, avicultura, piscicultura y agricultura en hortalizas, papa, arveja, fríjol, y mora de castilla. Los primeros 23 bachilleres técnicos agropecuarios se graduaron el pasado mes de Diciembre con la asistencia de las autoridades municipales y de los coordinadotes regionales de educación.

Esta EFA cuenta ya con amplia sede propia. Es importante recalcar que la formación de los jóvenes campesinos de las EFAS involucra siempre, aunque en diferente medida, a sus familias: padres y hermanos. 

EFA Altavista

El segundo proyecto, EFA ALTAVISTA está ubicado en el municipio de Chocontá. Esta Escuela cuenta en la actualidad con tres cursos y con 70 alumnos. Por lo pronto se esta funcionando en una sede provisional facilitada por la alcaldía municipal. Se espera iniciar la construcción de la sede definitiva el año entrante.

Los jóvenes de la EFA ALTAVISTA tienen también sus proyectos productivos particularmente de fresa, cebolla, ajo, hortalizas, cría de conejos, pollos y gallinas ponedoras.

Las autoridades municipales participan muy activamente en el desarrollo de este proyecto.

EFA Ferrería

Hace dos años se inició la labor de la tercera escuela EFA, denominada FERRERIA en el municipio de Pacho (Cundinamarca). En la actualidad esta escuela cuenta con 60 alumnos provenientes de varios municipios de la región de Rionegro.

La comunidad participa muy activamente en la promoción de la Escuela Ferrería. El año pasado la comunidad donó el lote en el cual se inició en febrero la construcción de la sede definitiva en la zona de la Ferrería del municipio de Pacho.

Las autoridades municipales, y los distintos líderes han participado también muy activamente en el establecimiento del proyecto.

Se espera que la sede definitiva se concluya durante este año. En la actualidad la EFA Ferrería funciona en una sede temporal cedida por el Municipio para el desarrollo del proyecto.

Ya se dictan clases de varios niveles y desde allí se coordinan los proyectos productivos de los alumnos.

La bendición de la primera piedra de la nueva sede se llevó a cabo el pasado 3 de septiembre con la presencia de Monseñor Desiderio Orjuela y las autoridades civiles del Municipio.

Actualmente se trabaja en Pacho el desarrollo de proyectos de café y yuca en la promoción de flores no tradicionales de exportación.  

Y, ¿CÓMO SE FINANCIA?

Este proyecto de Escuelas Familiares Agrarias -EFAS- está a cargo de ASRURAL, una asociación sin ánimo de lucro que es la encargada de obtener y canalizar los recursos con los que estos proyectos se sostienen. Asrural pretende poco a poco ampliar el ámbito de su influencia y ayuda en beneficio de los jóvenes del medio rural y de sus familias.

Esta labor se verá incrementada en la medida en la cual se logren los apoyos de entidades públicas y privadas y de más personas generosas que apoyen la formación y promoción de jóvenes campesinos y de sus familias.

El joven aprende desde su realidad académica y desde su labor rural de apoyo a la familia y de realización de sus propios proyectos productivos.

Si desea más información puede escribir a: efaguatanfur@yahoo.com